sábado, 13 de mayo de 2006

Cine, cómic y palomitas...

Quizás la mejor adaptación al cine del mundo de los superhéroes del cómic sea (para este que escribe) esa película de cierta familia en la que todos sus miembros han sido bendecidos con distintos superpoderes y personalidades:

*está ese tan responsable, que puede estirar su cuerpo como si fuera de goma y adoptar cuanquier forma que se le ocurra,
*después viene el otro que está un poco desengañado de la vida que lleva, pero que es capaz de realizar proezas de pura fuerza física impresionantes,
*otro más, algo inseguro de si mismo, tiene la virtud de crear campos de fuerza y de hacerse invisible y
*para rematar la jugada, tenemos al más joven del grupo, amante de la velocidad , un poquitín peleón y un algo alocado.

Si alguien ha pensado en estos cuatro:

Se ha equivocado.

Me refería a estos otros:

No, no era broma cuando he dicho que es la mejor adaptación al cine de personajes del cómic. No tanto en la letra, sino en el espíritu, la familia Increíble logra plasmar la gran mayoría de los tópicos del género de Superhéroes sin caer en el ridículo, bebe de muchas fuentes sin adcribirse necesariamente a ninguna y hace múltiples guiños al veterano lector de comic capaces de robarle el corazón. Y lo más importante, cautiva a todos por igual: la película es igualmente válida tanto para un iniciado como para un neófito como para un ignorante en cuestión de superhéroes, que funciona igual de bien.


Me temo que esa es la línea que se debe seguir en el futuro y que haríamos bien en tener en cuenta para no llevarnos desengaños. Porque lo cierto es que las adaptaciones de comic al cine siempre van a tener que guardar un difícil (yo diría que casi imposible) compromiso entre fidelidad al original y traspaso a otro medio, con distinta narrativa, que puede hacer que los resultados se alejen bastante de lo esperado, defraudando a unos y a otros. Tiempo atrás pensaba que el problema era el de los efectos especiales (¿cómo plasmar piruetas imposibles, saltos inimaginables, hombre voladores...sin que se notaran los trucos visuales?), el de los atuendos (la licra queda bien en los tebeos, pero es horrible en el cine, una capa es elegante en un tebeo pero un tanto ridícula en la pantalla. A este respecto, resultan muy certeros los inconvenientes de esta prenda que enumera la diseñadora de los Increíbles)... pero esos escollos están hoy más o menos superados con el auge de la informática y la sustitución de la licra por el cuero, como nos han enseñado primero Arnold Terminator Swazenagger y más tarde los alegres chicos de Matrix.
Pienso que no, que el problema es la mentalidad al intentar adaptar una obra gráfica a un medio audiovisual con personajes de carne y hueso. Una adaptación excesivamente fiel puede acabar en un producto un poco acartonado, porque es que es muy difícil contar en menos de dos horas lo que los tebeos llevan contando cuarenta años. Los productos más dignos en cuanto a adaptaciones ortodoxas resultan (en mi opinión, y temo haberme olvidado de alguno) :

el primer Spiderman, las dos X-Men, y el Batman de Tim Burton.

Sin embargo no dejan de tener un cierto lastre. Me pregunto:

¿son realmente buenas películas?

¿se sostendrían por si solas sin el apoyo del comic del que proceden?
Yo hay días que estoy más bien por decir que no, que si le pusieras esas películas a gente que no entendiera ni conociera de los personajes originales, estos espectadores saldrían un poco como si nada. Que sí, entretenidas, buenas escenas de acción pero que no se han enterado de la misa la mitad. Siempre nos quedará, eso sí, el friki que por fin, por fin, ve lograda una de sus mayores aspiraciones en la vida: continuar las aventuras de su personaje favorito en un entorno más realista que el simple tebeo (aparte de poder convertirse, que ya era hora, en centro de atención de sus amistades como buen conocedor del personaje de ficción).

Adaptaciones menos respetuosas, tomando el nombre pero no el espíritu, pueden acabar aún peor, convirtiéndose en despropósitos que no contenten ni a unos ni a otros. Como ejemplo de esta última, en mi palmarés particular figura la”Liga de los Caballeros Extraordinarios” de Sean Connery (todavía no acabo de entender cómo se puede destrozar de esa manera un cómic que venía pintipintado para hacer una magnífica película...pobre Moore).

Así que nos quedan los productos algo más heterodoxos, cine donde se note la inspiración del cómic pero que no se refieran a ninguno en particular. En esta categoría entra mi favorita, Los Increíbles, pero habría que mencionar como Matrix recuerda poderosamente a los Invisibles de Morrison ....

....y como el Quinto Elemento bebe directamente (eso sí, sin una sola nota de agradecimiento) del Incal de Moebius y Jodorowsky.
Buenas películas, con buenas referencias al género que le es deudor, pero con la suficiente libertad creativa para imaginar historias y situaciones en el marco del tempo y la narrativa cinematográfica, y sin el lastre que pudiera significar el problema de la continuidad que ya se ha establecido previamente.

Posted by Picasa

5 comentarios:

emma-jean dijo...

hace menos de dos años trabajé en un video club,y estoy de acuerdo en todo lo que has expuesto, en muy pocas ocasiones devolvían las películas de este género satisfechos, y con la liga de los hombres extraordinarios,ufffff,ni te cuento... harta de escuchar quejas de los clientes cuando la devolvian,terminé por avisar de la pésima peli que pretendía ver...

juan p dijo...

Es que uno espera que ver animado el tebeo de sus sueños debe ser algo increíble.Luego resulta que son dos medios diferentes y lo que funciona en uno en el otro no tien por qué hacerlo.
Por otro lado, algunas adaptaciones lo que han adaptado ha sido la franquicia de un determinado personaje, su look, pero le importan tres pepinos que la historia sea coherente o no quede ridícula en el celuloide (o aburrida, o pesada, o increíble).
Con lo de la Liga es de Juzgado de Guardia porque el cómic es magnífico: la historia engancha, los personajes merecen la pena, los giros argumentales sorprenden, la narrativa es ágil y muy cinematográfica, parece que estés viendo la película cuando lo lees... y sin embargo todo se quedó en una patochada que habrá costado un riñón hacerla. Pa' eso, mejor haber dejado tranquila la idea para que cayera en manos más expertas...

emma-jean dijo...

...sin embargo, la adaptación al cine de v de vendetta, ha conseguido que este comics haya sido una de las obras mas vendidas en la feria del libro de este año,( aunque los conocedores quedaran con un sabor agridulce con la peli, se reconoce, que en lineas generales está bien adaptada) influyendo notablemente en el lector de comics para interesarse por la obra originaria

saludos.

juan p dijo...

NO he visto V, pero parece ser que el comic se ha convertido en un Superventas, y eso no es nada malo, al contarrio.
También me parece haber escuchado que quien vaya a verla se encontrará con un mensaje suavizado y que encontrará que se han tomado ciertas "libertades creativas".

Xavi Marturet dijo...

Si quieres ver una mala copia de Hellblazer, te recomiendo "Demon Hunter". Se nota a leguas que copian a Constantine... pero lo hacen mal, muy mal.
"Demon Hunter" está en DVD, "gentileza" de Aurum /Paramount.